Cómo aprender inglés en cafeterías de Lima

Aprender inglés en una cafetería resulta más efectivo que tomar clases en un aula o cursos online. Así lo ha demostrado Poliglota que ya opera en nuestro país.

Se trata de una startup chilena que ofrece un innovador sistema para aprender inglés y cuya enseñanza se ofrece en grupos pequeños, con profesores expertos y en lugares inesperados, como cafeterías.

Esta empresa fundada en Chile por José Manuel Sánchez, Carlos Aravena y Nicolás Fuenzalida, tres emprendedores que se dieron cuenta que a pesar de contar con estudios universitarios su nivel de inglés era prácticamente nulo al tratar de sostener una conversación en inglés.

Así, hace 7 años, deciden dejar la universidad para dedicarse de lleno a impulsar esta innovadora idea para la enseñanza del inglés creando una comunidad de personas que se animó a reunirse en bares a conversar y practicar inglés.

Cómo funciona

Poliglota propone aprender inglés mediante un método de carácter social que busca desarrollar las habilidades de conversación más allá del conocimiento gramatical. Por eso que propone el modelo de aprendizaje learning groups, formados por entre 4 a 8 personas de un mismo nivel por clases, los cuales se reúnen en cafeterías asociadas y son guiados por profesores o coaches.

Te puede interesar: 10 trucos para aprender inglés de la forma más fácil y rápida

Los grupos duran un mes, con dos clases de una hora a la semana, y cada mes cambian de grupo a los estudiantes para ir perfeccionando su inglés con diferentes personas. En el caso peruano, las clases se imparten en las cafeterías Starbucks donde el grupo dura 8 sesiones y posee un promedio de 5 personas que comparten un mismo nivel.

Método Poliglota

Aravena comenta que un número importante de alumnos que ingresa a Poliglota lo hace debido a su mala experiencia de aprendizaje en institutos tradicionales o cursos online. Además asegura que la educación tradicional no se ha renovado en décadas porque se ha centrado en el aspecto gramatical y no en la práctica del idioma.

Así que se imparte un método completamente social, que se aleja de la sala de clases y considera los errores como parte del aprendizaje, esa es la diferencia con cualquier otra metodología.

En Poliglota es la manera real de aprender el idioma, por algo se aprende con personas que tienen el mismo nivel, el acompañamiento de un profesor y en vez de estar evaluando unidades gramaticales, aquí el alumno está generando habilidades sociales, entonces es evaluado en habilidades sociales y eso no lo hace nadie, lo hacemos nosotros”, finaliza Aravena.